LO QUE USTED DEBE SABER

 

    LO QUE USTED DEBE SABER

    Por el Senador Rev. Ruben Diaz

    Distrito 32 Condado del Bronx, New York

    Tel. 718-991-3161

     

    UNA SORPRESA MUY AGRADABLE

    Usted debe saber que fue el Domingo 23 del mes de Junio del año 2013, El dia que yo recibi una de las sorpresas mas agradables de mi vida.

    Eran las dos de la tarde, y yo me encontraba frente al pulpito, listo para comenzar a predicar el sermón de la ocasión titulado “Jesús El Exigente.”, cuando de pronto veo entrar por las puertas del Templo, al Dr. Rafael Reyes, Superintendente General del Distrito Hispano del Este de las Asambleas de Dios.

    Usted debe saber que todos los nervios de mi cuerpo se paralizarón, la lengua se me trabo y la mente empezo hacerse preguntas: ¿Que hace el Dr. Rafael Reyes aquí? ¿Quién lo invito a la Iglesia? ¿Vendra a predicar ó traera algún problema que desea consultar conmigo?

    Inmediatamente detuve la introducción de mi mensaje, reconoci su presencia antes el público, le entregue el microfono y el pulpito para que fuera él el predicador y yo me sentaria para escucharlo. Fué mucho más sorprendente cuando el Dr. Rafael Reyes saludo a la congregación diciendo: “Estaba en una Iglesia en Connecticut y decidi viajar desde alla para sentarme en esta congregación y recibir el alimento espiritual de labios de usted Senador Díaz. además, estoy esperando otras personas que quedamos encontrarnos aquí.”

    Al oir estas palabras, ahora mi corazón queria reventar dentro de mi y me converti en todo un saco de nervios, porque aún no me reponia de la sorpresa. Asi comenze a predicar el sermón “Jesús El Exigente.”

    Usted también debe saber que ya estaba yo casi por la mitad del sermón cuando las puertas de la Iglesia Cristiana de la Comunidad, que yo pastoreo, ubicada en el 1437 Longfellow Avenue entre las calles Jennings & Freeman, en el condado del Bronx, se abrierón y vi entrar al Rev. Aníbal Maldonado acompañado por su esposa Virginia.

    El Rev. Anibal Maldonado y la Hna. Virginia son miembros del Comité Ejecutivo del Distrito Hispano del Este de las Asambleas de Dios. El Rev. Anibal Maldonado funge como principal del Instituto Bíblico del Concilio, es Presbístero del Condado del Bronx y Pastor de la Iglesia Siloe en dicho Condado. Su señora esposa, la Hna. Virginia, es la primera y única mujer electa por el concilio de Asambleas de Dios Distrito Hispano del Este como miembro de su Comité Ejecutivo en capacidad de Directora General del Departamento de Educación.

    Usted, amado lector debe imaginarse como me sentia al recibir una visita tan inexperada, de sorpresa y del calibre de las personas que la componian.

    Estaba yo ya casi por tres cuartas partes del mensaje “Jesús El Exigente” cuando las puertas de la Iglesia Cristiana de la Comunidad, se volvieron abrir y cuando dirigí mi mirada hacia la puerta, veo entrar al Rev. Juan Manzano, otro de los oficiales del Concilio de Asambleas de Dios y Pastor de la Iglesia “El Tabernáculo” en el Condado del Bronx.

    Sepa mi querido lector, que lo que paso por mi mente fué: “Tal parece que las Asambleas han decidido paralizarme el corazón en esté día.” Pensando en esa forma, me doy cuenta que las puertas del templo se vuelven abrir y veo entrar al Dr. Nicanor González, Asistente al Superintendente de las Asambleas de Dios, acompañado por su señora esposa Emerita, su hijo, Nicanor Jr., y parte de la congregación que ellos pastorean. ¡Ahora si que mi corazón se me queria salir! ¡Que invasión del Comite Ejecutivo de las Asambleas!

    Las sorpresas no terminaron con la entrada del Dr. Nicanor González sino que fueron las palabras de honra, elogios y reconocimiento que ellos vinieron hacerme a mi ante la congregación que yo pastoreo. La bola se fuá por encima de la cerca cuando el Dr. Nicanor Gonzalez tomo las palabras para expresar que el motivo de la visita era para hacerme entrega de una copia del libro “Conocete a ti mismo” escrito por el Dr. González como tributo y reconocimiento a mi persona.

    Imaginese, después de por más de 25 años, de ser malinterpretado, criticado, rechazado y burlado por muchos que nunca entendieron mi ministerio público y mis luchas en contra del matrimonio entre homosexuales y lesbianas y en contra del aborto.

    Después de tantos años a la defensa de los valores, morales familiares y bíblicos y después de que yo pensaba que eran pocos los que se habian dado cuenta y habian notado mi trabajo, el Dios del cielo me recompensa enviando, un domingo, ante mi congregación, que tanto ha sufrido por causa de mi ministerio social, al Dr. Rafael Reyes, El Dr. Nicanor Gonzalez, El Rev. Juan Manzano, y El Rev. Anibal Maldonado junto a su esposa Virginia, para dar testimonio ante mi congregación y decirle al publico, que el Señor dirigio al Dr. Nicanor González a escribir “Conocete a ti mismo” y que ese libro fuese dedicado en reconocimiento a mis luchas, trabajo y dedicación al prójimo. ¡Que Honor! ¡Gracias Nicanor!

    Ahora yo puedo decir como dijo aquel viejo y gran profeta Simeón: “Ahora señor, despide a tu siervo en paz, por que han visto mis ojos tu salvación.” Lucas 2:29-30

    Yo soy el Senador Rev. Rubén Díaz y esto es lo que usted debe saber.